Big Data
Inteligencia artificial

Las claves de una buena estrategia de datos

Poner el dato en el centro de la empresa es un paso necesario en la era digital. Los expertos recomiendan empezar por un caso de uso que sea a la vez un caso de éxito

Plantear correctamente la estrategia de datos es crítico para asegurar los resultados. Las empresas no deben plantear un proyecto de Big Data solo por unirse a una moda, sino para aplicarlo a un caso de uso y dé unos beneficios a la organización, midiendo los resultados y el retorno de la inversión.

Computerworld University organizó en el mes de marzo un debate con la participación de grandes jugadores en el campo del Big Data, incluyendo a IBM, PUE, y NetApp. 

Miguel Ángel Perdiguero, responsable del área de cognitive & analytics en IBM, recomienda enfocarse en el planteamiento de la estrategia de datos, ya que actualmente la infraestructura es muy volátil y se renueva constantemente, "antes de definir las infraestructuras hay que tener claro para qué van a servir, y qué se va a preguntar a los datos".

El uso de estándares de datos abiertos permite moverse entre entornos y definir una estrategia más dedicada al caso de negocio, sin que dependa de la infraestructura. 

Para Ramón de la Rosa, Big Data & Cloud Architect en PUE, un entorno abierto es clave para que la empresa obtenga lo mejor de los datos, sin olvidar la gobernanza tanto a nivel de auditoría, como manteniendo la trazabilidad del dato, desde su origen hasta su explotación.

No hay soluciones únicas y estándar que sirvan a todos los clientes. Los especialistas aconsejan planificar en base a los objetivos de cada organización, tomando en cuenta lo que se espera de los datos. 

Entornos híbridos

Actualmente la mayoría de las soluciones están usando configuraciones híbridas para sus soluciones de datos. En muchos escenarios es parte de la transición a cloud computing, y otras veces una restricción legal. 

Jaime Balañá, director técnico de NetApp España, recomienda una gestión estandarizada que permita acceder a los datos de una forma sencilla, aun cuando los datos están distribuidos. En los entornos híbridos también hay que prestar especial atención a la seguridad y el cumplimiento.

Los entornos híbridos traen retos añadidos como las copias de seguridad, la velocidad para acceder, gestionar el dato en la infraestructura del cliente de igual forma que en la nube, y el mantenimiento de la integridad de dato. La estrategia del dato debe incluir también la ciberseguridad, dando los permisos solo a quienes pueden acceder y trabajar con el dato.

Cloud Computing permite empezar un proyecto pequeño e ir creciendo, permite ensayar un piloto y moverse en la dirección que se vaya necesitando, según lo que se va aprendiendo. Para Ramón de la Rosa, Big Data y Cloud Computing son el equipo perfecto, porque no siempre se conoce el tamaño, la volatilidad, y las necesidades de procesamiento. "Las velocidades que tienen las redes actuales permiten tener el dato y el procesamiento separados, y así, escalar según se necesite", comenta de la Rosa. 

 





Registro:

Eventos:

 

Partnerzones

Revistas Digitales

DealerWorld Digital

IDG Research